Al menos 22 muertos en la peor matazanza en EE.UU de este año

Al menos 22 personas han perdido la vida en un tiroteo en el estado norteamericano de Maine la noche de este miércoles, según múltiples fuentes de las fuerzas de seguridad. Se estima que al menos 60 personas resultaron heridas en los incidentes, aunque no se sabe todavía cuántas de gravedad.

Este es el homicidio masivo por arma de fuego más grave de lo que va de año en EE.UU. Tuvo lugar en la localidad de Lewiston (40.000 habitantes). El responsable de la matanza abrió fuego en al menos tres lugares: un restaurante, Schemengees Bar & Grille; una bolera, Sparetime Recreation, y un centro de distribución de la cadena Walmart.

La policía local compartió en redes imágenes del homicida, un hombre blanco de mediana edad con barba, empuñando un rifle en público. Las primeras alertas llegaron a las 20:00, hora local, las 02:00 del jueves en la España peninsular.

Un concejal de la ciudad de Lewiston dijo a las cadenas NBC y CNN que los fallecidos eran más de 22. El diario local de Lewiston, el Sun Journal, informó de la misma cifra.

Hasta este martes, la peor matanza por arma de fuego en EE.UU. en 2023 había ocurrido en enero, en la localidad californiana de Monterey Park, durante las celebraciones del año lunar chino. Aquel homicida mató a 11 personas y después se suicidó.

En lo que va de año, ha habido en Estados Unidos 30 tiroteos masivos con múltiples víctimas, según la organización Gun Violence Archive, que lleva un recuento pormenorizado de víctimas y defiende restricciones en la adquisición y tenencia de armas.

Cada año en EE.UU. mueren unas 20.000 personas por arma de fuego, más otras 20.000 aproximadamente por suicidio con el mismo método, según la misma organización. No hay en vigor leyes federales que restrinjan la adquisición o tenencia de armas, y cada estado tiene sus propias normas.

El presidente Joe Biden «ha sido informado con lo que se sabe del incidente en Maine hasta ahora« y continuará recibiendo actualizaciones, según dijo la Casa Blanca en un comunicado.

La Policía Estatal de Maine pidió a los vecinos de Lewiston y alrededores que se quedaran en sus casas, ya que el homicida estuvo libre durante horas.

Maine es un estado que permite tener y llevar armas sin permiso, lo que significa que no se necesita una licencia, y en general tiene pocas leyes que restrinjan el acceso a pistolas o rifles.

La gobernadora del estado, la demócrata Janet Mills, dijo que ha sido informada sobre la situación y seguirá de cerca los acontecimientos a medida que se desarrollen. «Insto a todas las personas en la zona a seguir las instrucciones de las fuerzas del orden estatales y locales», escribió Mills en la red social X.

El senador de Maine, Angus King, independiente, dijo en la misma plataforma que estaba «profundamente triste por la ciudad de Lewiston y por todos aquellos preocupados por sus familiares, amigos y vecinos». La oficina de King dijo que el senador se dirigiría directamente a Maine una vez que se celebre una votación en el Senado el jueves por la tarde.

Ver Más noticias…